Compartir

El hecho se registró en Brasil, según las autoridades se presentó un corto circuito en la casa del menor.

El niño tenia tan solo 11 años y murió mientras jugaba en su teléfono que tenia conectado cargando. El hecho tuvo lugar en el municipio de Satarem, en el Estado de Pará.

Según los familiares, el niño estaba jugando con varios primos en el garaje de la casa, ese día esta lloviendo en el pueblo y caían algunos rayos. Esa descarga eléctrica lamentablemente cayo en ese lugar y acabo con la vida del niño. El hecho ocurrió el pasado domingo 23 de Agosto sobre las 2 de la tarde.

Las autoridades manifestaron que “no es recomendable usar el celular cuando está cargándose y mucho menos si el aparato es de ‘carga rápida“. Esta tragedia enluta a esta zona del país.

Compartir

Por Daniel Vega Maldonado

Administrador Público de profesión. Periodista con más de 10 años de experiencia en medios de televisión, radio, periódicos y revistas impresas, especialista en medios digitales.