Compartir

Son mucho más los domiciliarios en la ciudad por la falta de empleo estable.

En los últimos meses, tras las estrictas medidas implementadas por el gobierno y el alcalde de la ciudad Jairo Yáñez, la mayoría de las personas están en sus casas y para no salir de ellas por miedo al contagio, utilizan la tecnología como herramienta para pedir lo que necesitan a cualquier hora del día.

Los delincuentes han aprovechado esta situación en donde las Pymes han tenido que “resurgir” y entrar a un mercado competitivo por medio de la tecnología para hacer sus fechorías y poder tener éxito en los hurtos que diariamente son denunciados por los trabajadores domiciliarios de la ciudad.

“Estamos cansados” así se expresaron empresas de domicilios de Cúcuta por los constantes robos que han aumentado en la pandemia. A su vez han sido blanco de los delincuentes con la nueva modalidad de hurto en dónde piden su producto a la empresa, el domiciliario llega hasta el punto que ellos le indicaron y ahí les hurtan sus pertenencias y se quedan con “todo”.

Algunas empresas han optado por no prestar el servicio después de ciertas horas y en algunos sectores de la ciudad para que sus trabajadores no corran peligro, no solo del robo sino de un atentado contra su propia vida. Así mismo se conoció que se hacen las respectivas denuncias, pero la policía está mas interesada en sacar comparendos que en brindarles ayuda a estas personas.

Por último, Sergio Martínez, secretario de Seguridad Ciudadana añadió que junto con la Policía Metropolitana de Cúcuta están al tanto de esta situación y esperan tomar medidas para que no se siga atemorizando a esta población.

Juliana Barrera Nieto | Redacción Diario Sucesos

Compartir